25 de enero de 2012

Angustia


Angustia by Diana Harlu Rivera on Grooveshark 
 
 

Dando vueltas por la habitación, se le veía a Bill Kaulitz realmente angustiado, caminando apresuradamente en círculos cada vez más reducidos, hasta que terminó únicamente dando un paso hacia un lado, antes de darse una media vuelta y dar un paso hacia el otro lado y así sucesivamente. Sentada frente a él en el sofá de la sala, ya completamente vestida, Alice tenía que hacer grandes esfuerzos para no romper en carcajadas frente a él; sabía que a su novio no le causaría mucha gracia que ella hiciera eso en aquél preciso momento.

-¿Amor?-

-Sh...!-expresaba el vocalista, poniéndose un dedo frente a la boca cada vez que hacía esto, antes de volver a pensar de nuevo. No fue sino al cabo de una hora de aquél extraño espectáculo cuando el cantante finalmente se dejó caer en el sofá al lado de su novia, completamente derrotado, hablando con una voz cascada que hacía del entendimiento de sus palabras una tarea sumamente complicada-No tengo una puta idea de qué vamos a hacer-

-Cielo... cálmate-le pidió la humanoide, sin saber exactamente qué significaba "puta"-Es más, no sé por qué te pones así... simplemente es una visita a tu madre-

-¡Sólo una visita a mi madre!-exclamó el frontman, con el Jesús en la boca, escandalizado-¡Ya quisiera yo que sólo fuera eso!-

-¿Y qué es entonces?-inquirió la criatura que se hallaba junto a él-Porque bajo mi lógica, no tiene ningún otro significado-

-Tú lo has dicho-expresó el exhausto músico-Bajo tu lógica. Espérate a que le cuente a Tom y vas a ver que hablamos de la misma cosa-

Y justo cuando lo estaba diciendo, el interpelado pasó por la puerta principal del hogar de los tres adultos jóvenes, sonrisa en mano, expresión enamorada en el rostro.

-¿Qué hay, chicos?-saludó el mayor de los hermanos Kaulitz, de pié en la puerta.

-Mi mamá quiere conocer a Alice-exclamó de inmediato Bill, con un tono serio e impersonal, sin darle ningún tipo de énfasis especial.

Lentamente, el guitarrista de Tokio Hotel fue girando su rostro para mirar mejor a Alice y a Bill, quienes permanecían en silencio en el sofá contra la ventana que ocupaba toda una pared, para enfocar sus pupilas sólo en su hermano. De súbito, comenzó a carcajearse con ganas, como si en vez de una buena noticia le hubiesen contado un chiste.

-¡Ya te jodiste!-alcanzó a vociferar Tom entre sus risas-Estás verdadera y tremendamente jodido, ¿pero qué puedes pedir? Eres un pendejo. Si se te hubiera ocurrido por lo menos contarle antes en un email o algo de esa naturaleza acerca de tu chica, probablemente no estarías metido en este lío-

-¡Ya lo sé, maldita sea! ¡Ya lo sé!-replicó el líder de la banda, dejando salir su enfado de nuevo-Probablemente pueda inventarle alguna excusa...-

Pero antes de que el preocupado novio de Alice terminara de hablar, un timbre sonó en el holocomunicador de la casa, con el cual los gemelos contaban porque venía incluído con el departamento, anunciando la llegada de un mensaje para todos los Kaulitz. Extrañados, Bill y Tom se miraron el uno al otro, pues pocas eran las personas que sabían de la existencia de este conducto suyo. Así, Tom se aproximó poco a poco a la plataforma circular en la que se transmitían los mensajes en 3D; para cuando hubo llegado allí, otra vez prorrumpió en risas. 

-¡Adivina para quién es!-exclamó en tono burlón, presionando en el panel de control la opción de altavoz.

-Usted acaba de recibir tres boletos para un vuelo redondo internacional para el Hamburg-Fuhlsbüttel Airport-comunicaba una voz computarizada-Fechados dentro de tres días hábiles-

-Que detalle...-se burló Tom, mientras los tres presentes en aquella habitación escuchaban el resto de la información que les iba proporcionando la computadora-Te compró los boletos...-

-Se hace chistosa...-replicó Bill con cara de pocos amigos-Sabiendo bien que tengo un jet...-

-Tenemos, dijo el otro-contestó su hermano mayor-¿Entonces qué? ¿Comenzamos a empacar de una vez? Yo no tengo compromisos para hoy ni los cuatro días siguientes-
-¡Ay, maldita sea!-exclamó el menor de los hermanos-¡Entonces hay que empezar a hacer las putas maletas para que las documenten!-



2 comentarios:

●•Scarlëtt•● dijo...

Jajajajajajajajaja
Pobrecito Bill! Todo paniqueado y mami hasta boletos le compró xD
No quiere, no quiere pero bien que va a hacer las "maletas" ja! Todo espantado y la niña no sabe qué significa "esa" palabra xD

Muy bueno!

Besos!

S.K

Zaybet dijo...

"ya te jodiste" LOL ¡Ja!